Cómo entender el lenguaje corporal

La principal forma de comunicación es el habla. También podríamos decir que es la más inmediata, ya que a través de ella podemos obtener una respuesta rápida, no es la única que está a nuestro alcance.

También podemos transmitir nuestros pensamientos y sentimientos mediante el mensaje escrito, claves secretas, código morse, señales de humo, lenguaje de señas etc. En realidad, las posibilidades de comunicación son tantas como nuestras capacidades nos lo permitan.

Sin embargo, existen gestos, movimientos y comportamientos que acompañan el lenguaje oral. A esto se le conoce con el nombre de lenguaje corporal. Por lo general, es utilizado para agregar diferentes tipos de emociones al mensaje, como alegría, tristeza, miedo, molestia, vergüenza, frustración, entre muchas otras.

Unas personas tienden a ser más expresivas que otras. Esto hace que podamos interpretar mucho más rápido lo que nos quiere decir. Sin embargo, otras a duras penas hacen ademanes u otros gestos al hablar. En este caso, quizás sea mucho más difícil determinar cuál es la intensión que hay detrás de las palabras.

Cómo entender el lenguaje corporal

Ahora bien, existen diferentes técnicas que permiten lograr esta interpretación. ¿Te gustaría entender el lenguaje corporal de las personas? Quizás te parezca algo insignificante. Pero la verdad es que te brinda la oportunidad de estar al tanto de lo que callan las personas. Claro, esto no tiene la finalidad de entrometerse en la vida personal de nadie. Más bien, la intensión es poder comprender cuáles son los sentimientos reales de la persona para mostrar empatía.

Por otra parte, también podrás determinar cuáles son sus verdaderas intensiones y si hay malicia detrás de una fachada de amabilidad. Así podrás protegerte de aquellos que tienen como oficio aprovecharse de las buenas cualidades de los demás. Por eso, veamos ahora mismo qué debes hacer para lograr entender bien el lenguaje corporal.

Instrucciones para entender el lenguaje corporal

 

Cómo entender el lenguaje corporal

La comunicación no verbal constituye el 60% del mensaje que transmitimos. Tener la capacidad de notar e interpretar las señas que nos envía nuestro interlocutor, es una habilidad muy útil. Además, contribuye al éxito tanto en las relaciones personales como las profesionales.

Si prestas un poco de atención adicional serás capaz de aprender a interpretar con precisión el lenguaje corporal de las personas. Con la práctica, llegará a convertirse en una reacción instintiva, tal como lo es pestañear. Pero, veamos qué significan las señas que hacemos con las diferentes partes de nuestro cuerpo.

Los gestos de la cara

Cómo entender el lenguaje corporal

El rostro es la lupa de nuestras emociones. En él se pueden detectar muchos intentos inconscientes de bloquear aquello que decimos, oímos o vemos. Por lo general, cuando alguien se lleva las manos a la cara es el resultado de algún pensamiento negativo, tal como inseguridad o desconfianza. Por ejemplo:

  • Taparse o tocarse la boca: si se hace este gesto cuando se habla, puede ser una señal de que la persona intenta ocultar algo. Pero, si lo hace cuando escucha, entonces tal vez piense que se le está ocultando algo.
  • Tocarse la oreja: esta seña es un impulso inconsciente del deseo de bloquear aquello que se está escuchando. Es decir, puede tratarse de que desea que dejes de hablar.
  • Cuando se toca la nariz: esto puede ser un indicio de que la persona está mintiendo. Cuando se miente, se liberan unas sustancias que inflaman el tejido interno de la nariz, lo que puede provocar picor. Esto también sucede cuando la persona se enfada o algo le desagrada.
  • Frotarse un ojo: este gesto puede ser un intento de bloquear lo que se ve para no tener que mirar a los ojos a la otra persona, quizás por vergüenza o porque está mintiendo.
  • Rascarse el cuello: esto puede ser un indicativo de incertidumbre o duda de lo que uno mismo está diciendo.
  • Llevarse el dedo o algún objeto a la boca: esto expresa la necesidad de tranquilizarse. Se trata de una expresión inconsciente de volver a la seguridad que transmite la madre.

Las posiciones de la cabeza

Cómo entender el lenguaje corporal

Las distintas posiciones de la cabeza pueden ayudarnos a comprender las intensiones reales de la persona. De ahí la importancia de prestarles mucha atención. Algunas de ellas son:

  • Levantar la cabella proyectando la barbilla hacia delante: esto es un signo que muestra que la persona desea expresar agresividad y poder.
  • Asentir con la cabeza: es un gesto de sumisión contagioso, el cual puede transmitir sensaciones positivas. Expresa interés, que se está de acuerdo con lo dicho, etc. No obstante, si se hace varias veces muy rápido, puede comunicar que ya se ha escuchado demasiado.
  • Ladear la cabeza: esta es una señal de sumisión, pues se deja expuesta la garganta. Si lo haces mientras estás hablando, lograrás ganarte la confianza de tu interlocutor. En el caso de las mujeres, se ha determinado que hacen este gesto cuando desean mostrar interés por un hombre.
  • Apoyar la cara sobre las manos: este es un gesto que se hace para exponer la cara al interlocutor. Esto demuestra que siente atracción hacia la otra persona.
  • Apoyar la barbilla sobre la mano: si la palma de la mano permanece cerrada, entonces está evaluándote. Pero, si está abierta, todo puede significar que está aburrida o no tiene interés en lo que estás diciendo.

La mirada

Cómo entender el lenguaje corporal

En este caso, las pupilas reaccionan a lo que experimentamos interiormente. Estas se pueden dilatar o contraer. Por esa razón los ojos claros tienden a ser más atractivos que los oscuros, porque permiten observar la dilatación de las pupilas, una respuesta que está relacionada con las emociones positivas.

Por otra parte, la falta de contacto visual se puede interpretar como muestra de nerviosismo o timidez. Al mirar directamente a los ojos cuando solicitas algo, puede ser una herramienta muy útil para aumentar tu capacidad de persuasión. Estas son otras funciones de la mirada:

  • El cambio del tamaño de las pupilas: esto es algo que no se puede controlar. Si tiene las pupilas dilatadas, esto demuestra que está viendo algo que le agrada, peros i están contraídas, entonces siente cierto grado de hostilidad. Sin embargo, toma en cuenta que estas también reaccionan a los cambios ambientales o la intensidad de la luz.
  • Levantar las cejas: este es un saludo, el cual implica que no se tiene miedo y expresa agrado.
  • Bajar la cabeza y levantar la mirada: en el caso de las mujeres, esto es considerado como una postura que transmite sensualidad. Mientras que en el caso de los hombres es todo lo contrario, lo hacen para parecer superiores y mostrarse dominantes.
  • Mantener la mirada fija: en el caso de las mujeres, cuando mantienen la mirada un par de segundos y luego la desvían hacia abajo, esto puede demostrar cierto interés sexual.
  • Pestañar rápidamente: esta es una forma de intentar bloquear la visión de la otra persona, ya sea porque se está aburrido o por desconfianza.
  • Mirar hacia los lados: es una reacción al aburrimiento. De forma inconsciente, estás buscando una vía de escape.

Los tipos de sonrisas

Cómo entender el lenguaje corporal

La función de la sonrisa es la de crear un vínculo social, el cual favorece la confianza y elimina las sensaciones de amenaza. Es posible distinguir varios tipos de sonrisas, tomando en cuenta lo que comunican:

  • Una sonrisa falsa: esta se presenta cuando se eleva más el lado izquierdo de la boca y e nota forzada.
  • Una sonrisa natural: esta es espontánea. Es la que produce arrugas junto a los ojos. También se elevan las mejillas y las cejas descienden levemente.
  • Sonrisa tensa: esta se hace con los labios apretados, lo que denota que la persona no desea compartir sus emociones contigo. Además, se considera como una evidente señal de rechazo.

La posición de los brazos

Cómo entender el lenguaje corporal

Está el caso de las personas que cruzan sus brazos de forma natural, para sentirse más cómodos. Pero hay que tomar en cuenta cuál es la actitud de la persona. Esto es lo que se comunica, dependiendo de cuál sea la postura de los brazos:

  • Al cruzar los brazos: esto es una muestra de desacuerdo rechazo. En el contexto sexual, las mujeres hacen este gesto cuando se encuentran ante hombres que les parecen muy agresivos o poco atractivos.
  • Cruzar un brazo por delante para sujetar el otro: esto denota falta de confianza en sí mismo y la necesidad de sentirse abrazado.
  • Los brazos cruzados con los pulgares arriba: es una postura defensiva que, al mismo tiempo, transmite orgullo.
  • Unir las manos detrás de la espalda: es una muestra de confianza y de que no se tiene miedo, ya que se deja expuestos puntos débiles como el estómago, la garganta y los genitales. Esta postura se puede adoptar en situaciones de inseguridad con el propósito de ganar confianza.

Los gestos con las manos

Cómo entender el lenguaje corporal

Las manos son una de las partes más móviles del cuerpo. De manera que ofrece muchas posibilidades en lo que a la comunicación no verbal se refiere:

  • Mostrar la palma de la mano abierta: denota sinceridad y honestidad. Ahora bien, si se tiene el puño cerrado, es todo lo contrario.
  • Las manos en el bolsillo: expresa desinterés en la conversación o en la situación que se está viviendo.
  • Enfatizar algo con la mano arriba: cuando una persona muestra dos puntos de vista con sus manos, suele enfatizar la que más le gusta con la mano dominante.
  • Entrelazar los dedos: transmite una actitud reprimida, ansiosa y hasta negativa.
  • Las manos en la cadera: demuestra agresividad, ya que con ello se busca aumentar la presencia física.

¿Que necesitas para entender el lenguaje corporal?

Cómo entender el lenguaje corporalNo es más que una forma de comunicación la cual se vale de los gestos, las posturas, los movimientos del cuerpo, así como del rostro para transmitir tanto los pensamientos como los sentimientos del emisor.

Se realiza de manera inconsciente. Por ello, se puede tomar como un claro indicador del estado emocional en el que se encuentra una persona. Asimismo, puede decirse que, junto con la entonación, forma parte de la comunicación no verbal.

Claro, no debe ser considerado como una verdad absoluta, ya que existen muchos factores que influyen sobre él, por ejemplo, el ambiente, el ruido, el cansancio, entre otros. De ahí la importancia de no interpretar un único signo corporal. Más bien, la idea es observar un conjunto de signos que sean congruentes entre sí, y precisamente eso es lo que te ayudaremos a interpretar

Consejos para entender el lenguaje corporal

Cómo entender el lenguaje corporal

Puesto que una imagen tiene mucho más poder que las palabras, el lenguaje corporal puede causar un gran impacto en tu receptor. Además, a través de la vista una persona tiene la capacidad de captar mucha información sobre la otra.

Al controlar tu comunicación corporal, podrás estar al tanto del mensaje que transmites en situaciones que se presentan a diario, tal como una entrevista de trabajo, una cita romántica, una discusión con tu pareja, etc.

Si tu cuerpo comunica algo contrario de lo que dices con palabras, entonces transmitirás un mensaje confuso. El lenguaje corporal muestra la realidad del ser humano, el cual está compuesto por cuerpo y mente. Si bien es cierto que tus ideas son transmitidas a través de las palabras, el cuerpo se encarga de expresar tu malestar o bienestar.

Conocer lo que indica el lenguaje corporal te ayudará a tener mejores relaciones personales y a transmitir siempre la idea correcta.

 

 

 

¿Te ha gustado?
1 usuario ha opinado y a un 100,00% le ha gustado.

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.