Cómo escribir más rápido

¿Te has fijado en la caligrafía de los doctores? Seguramente sí. Cuando recetan ciertos medicamentos o dan órdenes para la realización de exámenes médicos, la letra suele ser inentendible. Tenemos que pasar horas tratando de descifrar qué es lo que dice. De hecho, hay quienes nunca logran saberlo y por eso recurren a otros medios para poder saberlo.

Esto no se debe a que por naturaleza los médicos tengan una mala caligrafía, más bien está relacionado con la velocidad con que lo hacen. Lo mismo les sucede a algunas personas, a fin de ganar tiempo o de transcribir la mayor cantidad de información posible durante cierto espacio de tiempo.

Ahora bien, ¿hay algo que se pueda hacer para escribir con más rapidez? ¿Existe alguna técnica comprobada que podamos emplear? ¿Qué se necesita para poder lograrlo? ¿Hay que contar con algunos instrumentos especiales?

escribir

Si estás leyendo este artículo, posiblemente te interese y necesites saber si existe alguna manera de escribir más rápido. La buena noticia es que sí la hay y, en esta oportunidad, estaremos compartiendo contigo algunas recomendaciones básicas para que mejores tu tiempo de escritura, sin tener que sacrificar tu caligrafía. De tal manera que pueda ser legible para otros.

Asimismo, también estaremos dándote algunas técnicas para escribir más rápido usando el teclado de tu ordenador, otro instrumento que solemos emplear con frecuencia a la hora de realizar distintos tipos de actividades.

De modo que, al terminar de leer este artículo, contarás con nuevas habilidades para escribir más rápido. Así, te ahorrarás tiempo valioso que podrás invertir en otras tareas pendientes o en descansar, lo cual siempre es necesario.

Por eso, no dejes de leer para que no te pierdas ningún detalle. Todo te será de mucha ayuda. Entremos en materia y veamos la manera de escribir más rápido.

Instrucciones para escribir más rápido

Escribir es más que simplemente transmitir ideas y pensamientos a través de letras y símbolos. En realidad, escribir reporta muchos beneficios. Por ejemplo, te ayuda a comunicarte con mayor claridad, ya que te ayuda a buscar la manera de expresar ideas complejas de forma sencilla.

También te ayuda a combatir el estrés, a ser más productivo, a ser más consciente de la realidad que te rodea, a aprender más y mejor, a tomar decisiones más acertadas, a ser más feliz, a estar más enfocado en lo que quieres lograr, a superar con mejor y con más rapidez los problemas de la vida diaria, a recordar mejor, entre otras cosas.

Por todo lo dicho anteriormente, vale la pena escribir y no dejar las cosas a los programas informáticos que facilitan el trabajo haciendo el mínimo de esfuerzo, pero que no contribuyen a desarrollar ninguna capacidad cognitiva.

escribir

Ahora bien, ¿qué puedes hacer para escribir más rápido? Algo que te ayudará a seguir estas instrucciones al pie de la letra:

  1. Sostén el lápiz o lapicero en una posición natural y que sea cómoda para ti. Si bien es cierto que la manera como tomes el lápiz no influye en la velocidad con la que escribes, la comodidad que tengas al hacerlo, sí es fundamental.
  2. Al estar en una posición incómoda tienes mayores posibilidades de que tu mano se acalambre o que te fatigues cuando vayas a mitad de camino. En caso de que te suceda, lo mejor que puedes hacer es cambiar de posición a una que sea más cómoda y que te permita seguir con un buen ritmo de escritura.
  3. La manera más tradicional de sostener un lápiz es apoyándolo entre tus dedos índice y pulgar, mientras reposa en tu dedo medio.
  4. Coloca la hoja o el cuaderno en una posición cómoda. Este también puede ser un factor determinante. Inclinar la hoja de cierta manera te ayudará a sentirte más cómodo y así mejorará tu tiempo al escribir.
  5. Mantén una buena postura. Al sentarte a escribir es importante que mantengas tu espalda recta y que tus pies permanezcan extendidos en el suelo. La parte lumbar y la cadera deben estar apoyadas por completo en la silla en la que te sientes.
  6. Por otra parte, tus rodillas y codos deben permanecer flexionados para obtener mayor comodidad, disminuir la fatiga y mejorar tu resistencia al escribir.
  7. Procura no encorvarte. Cada vez que sientas que lo estás haciendo, ajusta tu postura para que regreses a la postura correcta.
  8. En caso de que tu silla sea demasiado baja o que el escritorio te quede muy alto, lo más recomendable es que ajustes la altura para no sacrificar la comodidad al escribir.
  9. Escribe un primer borrador y luego revísalo para hacer las correcciones pertinentes. Puesto que no se trata del escrito definitivo, no es necesario que te obsesiones con la gramática o la ortografía, estos son detalles que podrás corregir en una revisión posterior.
  10. En este momento es más productivo que le des atención a escribir de manera concisa y precisa, pues esta es la parte más larga del trabajo. Si notas que estás estancado en cierta parte, lo mejor será que avances hacia otra hasta que tengas las ideas más claras, para no perder tiempo valioso.
  11. Ponte metas que sean realistas. Si te estás iniciando en el mundo de la redacción o no tienes experiencia en escribir con un plazo de tiempo predeterminado, es muy probable que lo hagas con más lentitud que alguien que tenga cierta experiencia. Por ese motivo, ponte objetivos que estén acorde con tus capacidades. Si tienes expectativas demasiado elevadas solo terminarás frustrado y estresado.
  12. Si te estás esforzando por ganar velocidad, los objetivos diarios pueden darte mejores resultados que lo de un plazo menor, como los de horas.
  13. Practica con frecuencia. Recuerda que la práctica es lo que hace al maestro. Si quieres mejorar tu velocidad al escribir, necesitas hacerlo a diario. Mientras más escribas, más rápido serás y mejor se verá tu caligrafía.

Emplea los métodos que te hagan más rápido y deja a un lado aquellos que relentecen tu escritura.

Aunque estas instrucciones son importantes, ¿qué más necesitas para acelerar tu ritmo de escritura?

¿Que necesitas para escribir más rápido?

escribir

  • Un lápiz o un lapicero que no tengas que presionar con fuerza para escribir. Si el grafito de tu lápiz hace trazos muy claros, te obligará a ejercer sobre él una mayor cantidad de fuerza que hará que te canses con rapidez.
  • Asimismo, procura que el lápiz o lapicero no sea tan delgado, para que su agarre sea más fácil y efectivo. Tampoco debe ser tan grueso como para que te impida escribir cómodamente.
  • Se ha comprobado que escribir con lápiz es mucho más rápido que con bolígrafo. Por eso, si estás haciendo un borrador o no se trata de un trabajo formal, puedes optar por escribir a lápiz.
  • Un ambiente libre de distracciones. Algunas distracciones pueden ser el uso innecesario del Internet, los programas de televisión, tener conversaciones por chat, etc. Estas solo se encargarán de hacerte menos eficiente y de reducir la velocidad con la que escribes.
  • Lo mejor que puedes hacer es ubicar un espacio de tu casa que sea solitario y silencioso para concentrarte. Mantén lejos los dispositivos que pudieran convertirse en una distracción, como la tableta o el teléfono celular.
  • Limpia tu escritorio y mantenlo ordenado. Esto también te ayudará a minimizar las posibles distracciones.
  • Un cronómetro o temporizador. Esta es una gran manera de medir tu progreso. Configura el cronómetro o temporizador teniendo en cuenta el objetivo que hayas alcanzado anteriormente y trata de cumplirlo ahora en un menor espacio de tiempo.
  • En caso de que no cuentes con algún cronómetro en físico, puedes descargar en tu celular alguna aplicación que cumpla la misma función.
  • Recuerda que esta es una herramienta para recordarte cuánto tiempo estás invirtiendo en escribir. No debe ser un factor generador de estrés. Mientras más estresado estés, mayores errores vas a cometer y más tendrás que corregir, lo que representa un atraso y no un progreso.
  • Por supuesto, como es natural, debes establecer tiempo para descansar, de lo contrario terminarás agotándote antes de terminar el material asignado. Puedes descansar unos 3 o 5 minutos cada 30 minutos o una hora para mantener un buen ritmo de escritura.

Pero, ¿qué otros consejos debes tener en cuenta para poder escribir con mayor rapidez? Veámoslo ahora mismo.

Consejos para escribir más rápido

escribir

Identifica cuál es el momento del día en que eres más productivo. Algunas personas tienen la mente más despejada durante la mañana. Otros, prefieren la tranquilidad de la noche, pues ya han realizado todas las actividades pendientes.

La mejor manera de determinar en qué momento del día te va mejor escribir, es intentándolo en ambos horarios. Luego, esfuérzate por escribir la mayor cantidad de palabras posible en el período en que eres más productivo y haz las correcciones necesarias en los momentos de menor productividad.

En caso de que no tengas que escribir para un trabajo oficial, puedes valerte de la taquigrafía. Algunos de estos métodos se basan en el uso de símbolos que representan letras, puntuación e, incluso, palabras completas.

Estos símbolos suelen ser sencillos y rápidos de escribir, mucho más que las letras y las palabras del español. Esto te ayudará a ganar velocidad al momento de escribir. Tómate el tiempo para investigar y aprender estos métodos alternativos de escritura. Tal vez sea necesario invertir semanas y hasta meses para dominarlos a la perfección.

Si sigues al pie de la letra estas recomendaciones, podrás escribir la mayor cantidad de palabras posible en un tiempo récord, lo que te ayudará a ser mucho más efectivo al hacerlo a mano. Pero, ¿cómo puedes mejorar tu velocidad al escribir usando el teclado de la computadora?

Cómo escribir más rápido usando tu teclado

escribir

Un error común al escribir en el teclado es centrarse en la velocidad de escritura y no en escribir correctamente. Si prestas atención a la tipografía, la puntuación, la ortografía y la gramática perderás menos tiempo retrocediendo para leer lo que ya se ha escrito y corregir los errores que pueda tener.

Cuando escribes sin errores puedes redirigir tus esfuerzos en ganar velocidad tecleando y con el tiempo llegarás a ser todo un profesional en la materia.

Por otra parte, es importante que te acostumbres a tu teclado. Ten en cuenta que no todos los teclados son iguales. Hay algunos que cuentan con características particulares. Por ejemplo, existen los que tiene 104 teclas, mientras que otros tienen 105 y hasta 106. Otros, tienen grande la tecla del “Enter”, mientras que otros la traen muy pequeña.

La diferencia es más notable en el caso de las computadoras portátiles, ya que, por motivo de espacio, los fabricantes no siempre pueden insertar un teclado completo.

Con respecto a la manera de posicionar los dedos en el teclado, la más recomendada es colocar los dedos índices en la tecla “F” y la “J”. Estos pueden ser puntos de referencia para ubicar mejor las demás letras y usarlas correctamente, cuando la búsqueda sobrepasa la conciencia de la persona. Esto te será de mucha utilidad a la hora de aplicar la técnica de la mecanografía, es decir, de escribir sin necesidad de estar mirando el teclado todo el tiempo.

También será necesario que encuentres un ritmo que sea cómodo, que te permita no mantenerte concentrado en la velocidad, pues esto te restaría naturalidad en el movimiento de los dedos al teclear.

Finalmente, al igual que en el caso de la escritura a mano, la última recomendación tiene que ver con la práctica. Si te acostumbras a escribir de forma regular, dominarás el teclado y tendrás la menor cantidad de errores posible, lo que te ayudará a ser veloz al momento de redactar.

¿Te ha gustado?

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.