Qué es ángulos suplementarios – Definición, Significado y Concepto

Las figuras geométricas se encuentran formadas a partir de dos semirrectas. Estas comparten un origen, que recibe el nombre de vértice, creando en conjunto lo que se conoce como ángulos. De ahí podemos sacar la primera parte del concepto ángulos suplementarios.

El adjetivo suplementario, por su parte, hace referencia a aquello que se encarga de complementar o suplir algo. Teniendo esto en cuenta puedes comprender en mayor medida qué son los ángulos suplementarios.

Como definición podemos indicar lo siguiente: Los ángulos suplementarios son aquellos que, cuando son sumados entre ellos, se consigue como resultado dos ángulos rectos. Como cada ángulo recto mide noventa grados, la suma de los ángulos suplementarios alcanza los 180º, por lo que es un ángulo llano.

De esta forma, teniendo en cuenta todo lo anterior,podrás saber que, el suplementario de un ángulo de 130º es uno de 50º, o bien que el de uno de 100º es uno de 80º. Es decir, en total deben sumar los mencionados 180 grados.

Diferencia entre ángulos complementarios y suplementarios

No se debe cometer el error de confundirlos con los ángulos suplementarios, que son aquellos que suman 180º, con los llamados ángulos complementarios. Estos últimos suman 90º. De esta manera, mientras que los ángulos suplementarios son lo mismo que dos ángulos rectos, los complementarios equivalen a un ángulo recto.

Siguiendo la misma propiedad y fórmula, a un ángulo que tenga menos de 180º le corresponderá un ángulo que lo suplemente de acuerdo a la fórmula siguiente: Ángulo suplementario = 180º – (ángulo que necesita suplemento). De esta manera: 180º – 160º = 20º.

La aplicación en la práctica es técnica, ya que se utiliza para llevar a cabo el cálculo de ángulos arquitectónicos y de gran importancia en el mundo de la construcción. Asimismo tiene otras aplicaciones de las cuales te vamos a hablar a continuación.

Las aplicaciones de los ángulos suplementarios en la vida real

En la vida real o cotidiana, los ángulos suplementarios están mucho más presentes de lo que en un principio podamos pensar. En concreto, es posible encontrarlos en todo tipo de construcciones, pero sobre todo en las que tienen que hacer frente a un elevado peso.

Esto hace que se encuentren muy presentes en diferentes ámbitos y lugares como son los puentes y sus respectivos arcos que podemos encontrar en una gran cantidad de lugares. También en las carpas que se montan para acoger eventos o simplemente la viga de soporte de cualquier hogar o local y que está presente de una forma perpendicular a la superficie. En todos estos casos se puede apreciar la existencia de ángulos suplementarios.

Sin embargo, no es necesario irse tan lejos para poder encontrar otros muchos ejemplos de este tipo de ángulos. Por ejemplo, lo puedes apreciar en las manillas de un reloj, que crea constantemente ángulos suplementarios.

Hay que tener presente que se pueden obtener este tipo de ángulos a través de la aritmética. De esta manera es posible conocer el ángulo suplementario b del ángulo a de una forma sencilla. Tan solo se debe restarle el ángulo que corresponda a 180º, dando como resultado el ángulo b, que es su suplementario, es decir, siguiendo la fórmula que ya te hemos mencionado anteriormente.

La importancia de los ángulos suplementarios

Los ángulos suplementarios también pueden llegar a clasificarse de otras maneras diferentes. Por ejemplo, en el caso de que comportan un lado y también el origen, y sus dos lados consisten en semirrectas que se encuentran opuestos, estos reciben el nombre de ángulos adyacentes. Al mismo tiempo, si cuentan con un lado y un vértice común, también reciben el nombre de ángulos consecutivos (o contiguos).

Ángulos adyacentes

Los ángulos adyacentes son aquellos en los que se comprate un mismo lado y el vértice. En los otros dos lados se encuentran semirrectas opuestas. Esto hace que se pueda indicar que los ángulos adyacentes son también ángulos contiguos, puesto que tienen un lado en común y el mismo vértice. También son, por lo tanto ángulos suplementarios, porque la suma de ellos da un ángulo llano, es decir, un resultado de 180º.

Ángulos consecutivos

Los mencionados ángulos consecutivos son aquellos que se encuentran formados por la suma de tres elementos que están diferenciados entre ellos, contando con un lado en común y un mismo vértice, encontrándose uno al lado del otro.

La suma de los ángulos consecutivos es igual al ángulo formado, por lo que son los lados que no tienen en común los ángulos. Este tipo de ángulos también son denominados ángulos contiguos, y también son, al mismo tiempo ángulos adyacentes.

De esta manera se puede determinar y tener en cuenta que los ángulos adyacentes son ángulos que son consecutivos y complementarios. Sin embargo, también pueden ser suplementarios, en aquellos casos en los que el vértice y uno de sus lados se comparten.

Asimismo, hay que tener muy presente que este tipo de ángulos son fundamentales en diferentes disciplinas, principalmente en el mundo de la arquitectura y, como no puede ser de otra, manera en las matemáticas.

¿Te ha gustado?

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.