Qué es estática – Definición, Significado y Concepto

El término estática es un vocablo de origen griego que procede de la palabra statikos, la cual significa quieto, estacionado o en equilibrio. De esta manera, habitualmente las personas se refieren a que algo está estático cuando no tiene movimiento. El concepto contrario es la dinámica, que implica movimiento.

En cualquier caso, se trata de una noción que puede utilizarse tanto como adjetivo como de sustantivo, según el caso y el contexto. De esta manera, se considera estática a la persona que no se mueve, pero también a aquello que no cambia y que conserva su mismo estado. Esto tiene numerosas aplicaciones.

El concepto estática se encuentra presente en numerosos ámbitos de la vida y el ser humano hace referencia a él de forma habitual. Además de lo mencionado, existen, por ejemplo, las llamadas bicicletas estáticas, un aparato de gimnasia fijo que permite realizar el mismo ejercicio que en una bicicleta convencional pero sin moverse del sitio.

Definición de estática

Para definir estática, podemos decir que se trata de la parte mecánica que se ocupa del estudio y como alcanzar el equilibrio de las fuerzas que se dan sobre un cuerpo en reposo. 

Por ello la estática es una materia fundamental en determinados estudios relacionados con la ingeniería estructural, mecánica y de construcción. Esto es debido a que, a la hora de construir una estructura fija, como puede ser un edificio, es necesario tenerla en cuenta para el diseño y construcción de los pilares o las vigas. Principalmente es necesaria tenerla presente por motivos de seguridad.

Concepto de estática

El término estática puede referirse tanto a aquello que no se mueve, como a la parte mecánica que estudia las condiciones de equilibrio de un cuerpo en reposo, la electricidad estática (que es la carga eléctrica generada por la fricción entre cuerpos) o la electoestática, que es la ciencia que estudia las cargas eléctricas.

Estática (Mecánica)

La estática es una rama de la física que se encarga del estudio de los cuerpos en reposo, analizando la manera en la que actúan las fuerzas sobre los cuerpos que están quietos.

Para que se produzca es necesario que la suma de las fuerzas sea igual a cero, siendo esta la primera condición de equilibrio. Además, el par neto igual a cero es la segunda condición de equilibrio. Así pues, un cuerpo está estático cuando en reposo su velocidad es cero; y se encuentra en equilibrio cuando la aceleración es 0.

Como las fuerzas se encargan de producir aceleraciones, al no existir estas sobre cuerpos que se encuentran en reposo, se consigue que estos conserven el propio estado de reposo. Además, si un cuerpo ejercer una fuerza sobre otro, y este al mismo tiempo genera una reacción sobre el primero de un mismo valor, las dos fuerzas son opuestas e iguales, tal y como indica la tercera Ley de Newton.

El equilibrio puede ser estable, inestable o indiferente o neutro. La estática en el ámbito de la mecánica es muy utilizado para la construcción de todo tipo de edificios, puentes…, así como en la propia ingeniería mecánica.

Electricidad estática

La electricidad estática se refiere a la acumulación de un exceso de carga eléctrica, ya sea negativa o positiva, en un material conductor o aislante.

Sus efectos son de sobra conocidos para la gran mayoría de las personas. Quedan en evidencia en diferentes situaciones, algunas de ellas de la vida cotidiana, como puede ser cuando saltan chispas en las descargas que se originan cuando un objeto que está cargado se coloca en un conductor eléctrico u otro objeto que tenga también un exceso de carga eléctrica pero cuya polaridad sea la opuesta.

La electricidad estática puede surgir por diferentes causas, siendo las principales las siguientes:

  • Separación de cargas inducida por la presencia de un objeto cargado
  • Inducción de la separación de cargas por contacto.
  • Separación de cargas por la temperatura.
  • Separación de cargas por presión.

Cuando el exceso de carga es neutralizado mediante un flujo de cargas desde el entorno al objeto cargado o desde este al entorno, puede surgir una chispa que provoca la denominada descarga electroestática. Un ejemplo de ella son los rayos, que se producen en la naturaleza.

La electricidad estática tiene una serie de riesgos o peligros, que pueden afectar a componentes electrónicos, la industria química, las operaciones de repostaje o la exploración del espacio.

Electroestática

La electroestática es la rama de la física que se encarga del análisis de los efectos que tienen lugar entre cuerpos por sus cargas eléctricas. Dicho de otra manera, se encarga de estudiar las cargas eléctricas en equilibrio.

Esta fue la primera rama del electromagnetismo en ser desarrollada, empezando a utilizarse en laboratorios en el siglo XVII, tras la postulación de la Ley de Coulomb. A mitad del siglo XIX, las leyes de Maxwell permitieron finalmente dar una explicación y permitir su estudio.

De esta manera, la estática es un concepto que se encuentra muy presente en el día a día de las personas, tanto a nivel personal como en los objetos y elementos que nos rodean y en la propia naturaleza. Este concepto tiene, por lo tanto, diferentes acepciones en función del contexto en el que se esté utilizando.

¿Te ha gustado?

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.