Qué es valores personales – Definición, Significado y Concepto

Contenido del Artículo

Es común escuchar, en diferentes tipos de conversaciones, que los valores se han perdido. Y es que no se necesita ser un erudito para llegar a esa conclusión. Basta con salir a la calle y ver el comportamiento de las personas para darse cuenta de que se trata de una realidad innegable.

Cada vez hay menos respeto, humildad, consideración, amor entre la gente. Estos valores han ido perdiendo terreno ante el orgullo, el rencor, el odio, el materialismo, el egocentrismo, entre muchas otras características negativas.

Esto lo podemos ver más palpablemente en el caso de los niños, que son la generación de relevo en este mundo. Nunca antes ha habido niños tan groseros, violentos y maleducados como ahora. Claro, por lo general, estos niños no son más que un reflejo de lo que son sus padres, y aun así hay quienes les atribuyen toda la responsabilidad a los niños.

Cabe destacar que algunas personas hablan de los valores, pero no están del todo claras sobre lo que implican o de qué se tratan. En otras palabras, hablan por hablar. Por no dejar de emitir un comentario.

Por ese motivo se ha escrito este artículo. Pensando en aquellas personas que desean conocer sobre los valores o quieren profundizar en ellos, ¿para qué?… Para poder rescatarlos e inculcarlos en las generaciones venideras.

De manera que la invitación es a que prestes mucha atención, ya que cada uno de nosotros puede aportar su granito de arena para rescatar los llamados valores personales y crear una sociedad constructiva, una por la que valga la pena luchar.

Lo primero que haremos será definir qué son los valores personales. Luego estaremos hablando de su importancia en las relaciones interpersonales. Continúa leyendo este breve artículo y enriquécete personalmente.

Instrucciones

valores

Cuando hablamos de valores personales nos referimos a aquellas normas de conducta que se internalizan en cada una de las personas, y que los impulsan a ser mejores cada día. Estas pautas se adecuan a su estilo de vida, les ayuda a definir su personalidad, a cumplir sus metas y satisfacer sus necesidades, entre otras acciones positivas.

Los valores personales son el reflejo de lo que la persona necesita, cuáles son sus deseos y qué es lo que considera lo más importante. Además, forman parte de su parámetro de conducta.

Cabe destacar que estos valores no son permanentes. Pueden llegar a ser muy flexibles y cambian a medida que transcurre el paso de los años, mientras crece, desarrolla una personalidad, pasa dificultades y experimenta diferentes situaciones, unas positivas y otras no tanto.

Por otra parte, en la formación y adquisición los valores personales ejercen una gran influencia los padres, los tutores o representantes, la religión que se profese, entre otros elementos. Estos, influirán en gran manera para poder determinar cuáles serán los valores más importantes en la persona.

No podemos hacer a un lado las experiencias de vida. Tanto si son positivas como negativas, estas dejan profundas marcas que influyen en la conducta de una persona. Por ejemplo, quien se ha criado en un hogar donde uno de los padres es alcohólico, al crecer, probablemente, desarrolle cierta aversión por las bebidas alcohólicas o por quien las consume.

Los valores personales tienen la finalidad de que la persona se sienta bien consigo misma, con sus decisiones y con la postura que adopta ante el día a día. Cuando hablamos de valores que son personales, quiere decir que pueden variar dependiendo de cada individuo, de su forma de pensar y actuar. Así que cada quien adopta los valores personas que mejor se adecuen a su estilo de vida.

Estos valores son fáciles de identificar. Bastará con preguntar qué acciones te parece que son buenas y cuáles crees que son malas.

Pero podríamos creer, de manera equivocada, que todos los valores personales son buenos o positivos. Sin embargo, la realidad está lejos de esa manera de pensar ilusoria.

Para tener claro el asunto, la recomendación es que no dejes de leer el siguiente subtítulo, en donde podrás enterarte de lo que necesitas saber sobre los valores personales y cómo cultivar los correctos en tu vida. Veámoslo ahora.

 

Que Necesitas

 

valores

Por paradójico que parezca, existen valores personales que surgen como consecuencia de malas decisiones, de experiencias traumáticas de la vida o de objetivos incorrectos. Este tipo de valores, por lo general, causan mucho dolor y sufrimiento a quienes están a nuestro alrededor.

Algunos de estos valores personales negativos son el racismo, la esclavitud, los actos violentos a fin de poder ejercer la autoridad, los asesinatos, entre otras actitudes destructivas.

Estos valores se alejan de todo concepto de ética y han reinado en la sociedad por mucho tiempo durante diferentes épocas de la historia.

Puesto que los valores personales determinan el tipo de vida que llevaremos, las relaciones que estableceremos y las experiencias que compartiremos, es importante poder hacernos un autoexamen sincero a diario, a fin de establecer cuáles serán los valores personales más importantes y eliminar los valores negativos que pueden afectar negativamente nuestra vida personal y nuestras relaciones interpersonales.

Como su nombre lo indica, los valores son personales. Lo que para uno es de seria consideración, para otro, carece de importancia. Mientras que unos valoran la amistad y la sinceridad, para otros es de más estima el respeto y el compromiso.

Consejos

Hay que tener en cuenta que existe una larga lista de valores personales que son considerados como importantes y reconocidos por la mayoría. Entre ellos podemos mencionar:

  • El respeto: respetar implica valorar a las personas que te rodean, lo que incluye su personalidad, modo de vivir y opiniones. Por ejemplo, demostramos respeto por las personas mayores cuando atesoramos su experiencia y consejos.

valores

El respeto suele estar muy relacionado con la justicia y la tolerancia. Sin embargo, cabe destacar que también debe haber un respeto propio, que se evidencia por el cuidado espiritual y físico de cada quien.

  • La honestidad: la persona honesta actúa siempre con la verdad como premisa. Además, es sincero a la hora de expresar sus sentimientos y pensamientos más profundos. No se miente a sí mismo ni mucho menos engaña a los demás.

valores

La honestidad está muy ligada con el respeto. Por ejemplo, cuando un niño dice la verdad sobre por qué no hizo su tarea, demuestra que es honesto y que respeta la autoridad del docente.

  • La responsabilidad: es la capacidad de asumir y dar una respuesta satisfactoria a un compromiso. La responsabilidad está estrechamente relacionada con la honestidad, ya que su palabra vale.

Por otra parte, la responsabilidad también implica poder enfrentar las consecuencias de nuestras acciones sean buenas o no.

Por ejemplo, al prestar algún objeto, la persona responsable trata de entregarlo en buen estado y en el tiempo estimado, ni un día más.

Por otra parte, hay que tener en cuenta que existen valores personales con cierto sentido de abstracción. Por ejemplo, uno de ellos es la justicia.

La persona que es justa trata a todos por igual, sin importar su posición social, raza o preferencia sexual. Respeta sus derechos y deberes como individuos que conforman la sociedad en general.

Es equitativo con lo que aporta a otros, hasta en lo más mínimo, como un trozo de pastel, por ejemplo.

Entre este tipo de valores también encontramos el amor, la libertad, etc. Sin importar cuáles sean los valores personales más importantes para nosotros, debemos tener en cuenta que estos pueden contribuir a que tengamos buenas relaciones personales, amistades sólidas y duraderas. Además, seremos más agradables para otros y disfrutarán de nuestra compañía.

De modo que vale la pena luchar por lo que se quiere tener. Tener valores personales nos hará ser ciudadanos dignos con algo que aportar.

¿Te ha gustado?
4 usuarios han opinado y a un 100,00% le ha gustado.
1 Comentario
  1. Jorge dice

    Honestamente a tu articulo le falta un poco de debate. Yo conozco personas honestas que son crueles y que usan la verdad para denigrar a otros. Lo de la equidad es un mito, nunca se aplicado en la historia, siempre existen tratos diferenciados entre padres e hijos, amigos, etc.

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada.