Sin duda alguna, uno de los grandes misterios de la humanidad a lo largo de su historia es acerca del giro de la tierra. Uno de esos misterios es qué pasaría si la tierra dejara de girar, algo que hace a muchos preguntarse si esto de verdad es útil o no.

Mucha gente no entiende por qué la tierra gira o por qué lo hace a esa velocidad o de esa manera. La tierra gira debido a la fuerza del magnetismo de la misma, girando sobre su propio eje de forma ligeramente inclinada. El campo magnético es el responsable de esto y la fuerza de la gravedad es el responsable de que la tierra gire alrededor del sol.

Desde niños hemos presupuesto que la tierra giraba y ya está, ya que esto era como si el sol sale cada mañana o el viento. Sin embargo, nunca nos hemos preguntado de la importancia de este giro y ni mucho menos nos hemos planteado lo que pasaría si la tierra dejara de girar.

Muchas personas creen que esto sería catastrófico y otras personas dicen que no pasaría nada. Como hay información contradictoria, pues es muy fácil tener dudas sobre este tema, ya que tampoco es un tema fácil que se pueda resolver de la noche a la mañana.

La rotación de la tierra es compleja y realmente es útil para muchísimas cosas, más de las que te imaginas. Por lo tanto, si ahora mismo la tierra dejara de girar por completo prácticamente de golpe, las consecuencias no serían muy buenas que digamos. Desde el completo cambio de viento, hasta la completa extinción de la vida humana.

Tan importante es la rotación de la tierra que es la responsable de que estemos ahora mismo con vida y si no me crees, sigue leyendo, ya que vamos a explicar paso a paso todo lo que ocurriría si la tierra dejara de girar.

Instrucciones

  1. Efecto muro:
    Si te das cuenta, la tierra va girando y nosotros que estamos dentro vamos girando con ella. Digamos que nosotros somos como personas y la tierra es un coche que se va moviendo en una dirección. Si ese coche deja de andar de repente, las personas saldrían despedidas por el retrovisor con consecuencias catastróficas. Esto ocurriría en la tierra si dejara de girar, ya que se crearía un efecto muro bestial que podría acabar con millones de personas de un plumazo. Imagínate estar en un coche a 300 por hora y pegártela contra un muro, pues esto no sería nada en comparación con lo que pasaría, ya que la tierra va bastante más deprisa que un coche y por lo tanto, todos sufriríamos graves consecuencias por todo esto. Este efecto muro es el primer efecto de que la tierra dejase de girar y sin duda es devastador y algo que mucha gente no había pensado, pero que tiene mucho sentido si miramos las leyes de la física y la fuerza centrífuga, la cual hace que los objetos que hay dentro no se muevan, a menos que dejes de girar de golpe.
  2. Viento huracanado y rotura de lugares de la tierra:
    El segundo paso que ocurriría es un tremendo viento huracanado, el cual sería consecuencia del gran efecto muro antes mencionado. Si te fijas, cuando un vehículo va muy rápido y se para de golpe, se mueven las brisas del viento a esta velocidad, ya que se producen contactos con las distintas fuerzas. Sin embargo, esto no es nada comparado con lo que pasaría, ya que tendríamos vientos de más de mil kilómetros por hora y sin lugar a dudas, esto arrasaría toda la tierra de un momento a otro. Esto no sólo acabaría con casi todas las personas, sino que también iba a acabar con la vegetación, sobre todo del centro de la tierra. Todos los lugares que conocemos serían rotos por el viento y serían destrozados por completo. Además, se harían muchos huecos por la erosión y sin duda, esto crearía un efecto de destrucción total en la tierra, el cual podría traer un mundo apocalíptico en un abrir y cerrar de ojos.
  3. Cambios bruscos de temperatura por campo magnético:
    La tercera cosa que ocurriría, son los cambios bruscos en la temperatura de la tierra, ya que el campo magnético que mantiene a la tierra girando, sería eliminado por completo. Este campo es muy importante, ya que es uno de esos campos que se encarga de gestionar cómo van las corrientes de agua caliente y fría y también uno de los encargados de regular la temperatura. En vez de tener una temperatura apta para la vida humana en todo el planeta, íbamos a terminar con cambios bruscos de temperatura que supondrían en la mitad del planeta completamente congelado y la otra mitad del planeta completamente abrasado por el calor. Esto dificultaría la vida en el planeta y seguramente acabaría con el mismo, ya que a estas temperaturas tan extremas no pueden sobrevivir los seres vivos de una forma tan sencilla como normalmente. Esto, unido a la deforestación y falta de oxígeno, destruiría la vida casi por completo en la tierra.
  4. Redistribución del agua:
    El último paso que traería la parada total de la tierra en seco, sería la redistribución del agua, es decir, que el mundo no tendría los océanos como los conocemos ahora, sino que debido a la erosión, al campo magnético y a otros factores, el equilibrio se iba a perder. El giro de la tierra permite que el agua en el centro se mantenga girando y si dejase de girar, se pondría arriba con agua y en el centro sin agua por la inercia del giro de la tierra. Prueba a coger una esfera hueca y llénala de agua. SI te fijas, la fuerza de la gravedad hace que se sitúe el agua en el extremo y nunca en el centro. Sin embargo, si se mueve, el agua se podría localizar por toda la esfera, haciendo que fuera posible esto. En el caso de la tierra los continentes del norte serían inundados por completo y el centro de la tierra estaría seco por completo, es decir, sin una sola gota de agua. Ni que decir tiene que estas condiciones para la vida no son muy buenas que digamos, las cuales podrían acabar con la vida tal y como la conocemos para siempre.
  5. Los únicos supervivientes:
    Ahora mismo te estarás preguntando si después de este negro futuro apocalíptico, habría algún superviviente a la tragedia o si la raza humana sería extinguida del todo. La respuesta es que sí que abría algún superviviente. En primer lugar, la gente que está en el espacio se salvaría obviamente, aunque perderían el contacto totalmente con la tierra. En segundo lugar, la gente que vaya en avión volando muy alto se podría salvar del efecto muro, aunque luego las temperaturas podrían acabar con ellos fácilmente. Finalmente tenemos a la gente de los polos, zonas donde el giro no se nota tanto y podrían sobrevivir al efecto muro y a las temperaturas, aunque al final el agua acabaría por inundar toda la zona. Al final, sólo tendrían posibilidades de repoblar los del espacio, pero tendrían que hacerlo en otro planeta,ya que este estaría totalmente fastidiado e inhabitable. Esperemos que eso no pase nunca.
¿Te ha gustado?